5 de enero de 2011 | Provinciales.

Uruguay cree que la nueva pastera no generará conflicto bilateral como el de Botnia

El subsecretario de Medio Ambiente de Uruguay, Jorge Patrone, expresó su deseo de que la instalación de una nueva planta papelera a orillas del Río de la Plata «no genere un conflicto» bilateral como el que se desató por Botnia.

Patrone ratificó que su país autorizó el nuevo emprendimiento de la papelera en la costa del Río de la Plata, y consideró que no tendrían que generarse problemas.
«Al cambiar de titular el proyecto y al introducirle modificaciones, tuvimos que realizar un nuevo estudio de impacto ambiental. Luego de obtener resultados positivos, terminamos entregando la habilitación», señaló Patrone.
En declaraciones a Radio 10, el funcionario uruguayo detalló el proceso que siguieron para otorgar la habilitación y remarcó que «la obra entra en el tratado del Río de la Plata, pero las exigencias van a ser las mismas que para el río Uruguay».
«Seguimos las últimas exigencias a nivel mundial con respecto a cuestiones ambientales, tal como lo hicimos con la pastera ex Botnia», añadió.
Asimismo, Patrone rechazó la posibilidad que se genere un conflicto como el que ocurrió en Gualeguaychú con la instalación de la pastera en Fray Bentos.
«Estamos tranquilos, esperamos no tener ningún tipo de conflicto. Este emprendimiento fue acordado en su momento, incluso después de trasladar su instalación en una zona próxima a Botnia. Así que esperamos que no haya ningún tipo de problemas», argumentó.
La nueva planta estará ubicada en la zona de Punta Pereira, en el departamento de Colonia, frente a las costas del Río de la Plata y donde ya comenzaron los trabajos de relleno de tierras.
La empresa está integrada por Stora Enso y Arauco, y producirá anualmente «hasta 1.300.000 toneladas secas al aire de pulpa de celulosa blanqueada de eucalipto», señaló Patrone.
Arauco y Stora Enso compraron en octubre de 2009 el proyecto en Uruguay de la española Ence, que pensaba construir una planta similar en la misma zona pero que desistió por motivos internos.
La construcción de la planta dará trabajo a unas 6 mil personas, en diferentes períodos, y la idea es que esté produciendo a partir del primer trimestre de 2013, estimó Patrone.

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota