13 de noviembre de 2010 | Concordia, Destacado.

Más de 200 docentes reflexionaron sobre tareas y desafíos en relación a la infancia

La jornada “Escuela,13 cafes infancia y pobreza: la enseñanza como apuesta política”, se llevó a cabo este jueves en Concordia y contó con la participaciòn de más de 200 docentes. La actividad fue organizada por el programa de Asistencia a Escuelas Primarias con Sujetos en Riesgo de Exclusión Social de Cafesg. Al realizar un balance de la jornada, organizadores y participantes, coincidieron en calificarla como “exitosa”.

Este jueves en la sede de la Comisión Administradora para el Fondo Especial de Salto Grande (Cafesg) en Concordia, se realizó una jornada de reflexión colectiva sobre la tarea docente, sus desafíos y las responsabilidades para con la infancia. La actividad fue organizada por el programa de Asistencia a Escuelas Primarias con Sujetos en Riesgo de Exclusión Social, dependiente del Área de Desarrollo Regional del organismo provincial.

El acto de apertura fue presidido por el titular de Cafesg, Hugo Ballay, y contó con la presencia de la coordinadora de Desarrollo Regional, Silvana de Sousa; la responsable del programa, Graciela Roldán; y la disertante de la jornada, magíster Carina Rattero, reconocida especialista en educación a nivel nacional.

A favor de nuestros niños
En primer término, Ballay dio la bienvenida a los presentes, felicitándolos por aceptar “el desafío de repensar y redescubrir la enseñanza como apuesta en favor de todos, pero fundamentalmente de nuestros niños”. Por otra parte, destacó que “este programa se inscribe dentro de una Estrategia de Desarrollo Regional, que se sustenta en políticas de desarrollo local dependientes de sus propios actores y la cooperación público-privada en la Región de Salto Grande”.

“A partir de esta estrategia que pusimos en marcha en 2004 –cuando el directorio era presidido por el actual gobernador Sergio Urribarri– se generaron programas y proyectos concretos en toda la región, en su mayoría exitosos”, enfatizó Ballay. Recordó luego que “en aquel entonces, a Urribarri y a todos los que lo acompañábamos y lo seguimos acompañando, nos miraban de reojo por su decisión política de invertir los fondos excedentes de Salto Grande en el desarrollo regional. El tiempo demostró que no estaba para nada equivocado”, aseguró.

Al realizar un balance de la jornada, señaló que “resultó fructífera y sirvió como un espacio de reflexión sobre la tarea docente en las condiciones actuales, sus desafíos y las responsabilidades para con la infancia”. Por último, agradeció a la magister Rattero por aceptar la invitación que el organismo provincial le cursara oportunamente.

El maestro es el artífice del porvenir
El planteo de Rattero partió de lo que significa educar. “Educar es conversar, dialogar entre generaciones, entre diferentes tiempos. No es conversar de cualquier cosa, sino que se trata de construir un relato que anude generaciones, un puente entre pasado y porvenir. Es transmitir un legado común, ofrecer un lugar de inscripción y una historia que, a la vez, abra la posibilidad de construir otras historias”, indicó la especialista.

En este marco la magister consideró que “la escuela es un espacio que debe diferenciarse de la familia y los medios de comunicación masivos, creando un puente con lo desconocido y ofreciendo variadas y diversas lecturas acerca del mundo. Lo más significativo es que algo de lo que sucede en la escuela habilite una posibilidad. La escuela debe proponer itinerarios de aprendizaje distintos, diversificar las propuestas, ensayar diferentes opciones y repartir los saberes de manera generosa y abundante. No se trata de adaptarnos a lo que hay, porque esto implica renunciar a la democratización del conocimiento. Enseñar es mostrar, es dar el mundo, es repartir saberes”, afirmó.

Desde la perspectiva docente, “enseñar es seguir una inquietud y apasionarnos, sostener un enigma para uno y contagiar a otros. En otras palabras, es ofrecer una esperanza de futuro”, manifestó Rattero y agregó que “educar es desencadenar un movimiento que abre el porvenir, tiende puentes y hace que la rueda de la vida sida girando. El maestro es el artífice del porvenir”, concluyó.

La disertante
Rattero es Profesora en Ciencias de la Educación y Magíster en Educación, graduada en la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER). Además es docente de la Facultad de Ciencias de la Educación y Directora Académica de la Especialización en Políticas de Infancia y Juventudes de la UNER.

También ha participado como coordinadora y formadora en diferentes programas realizados por el Ministerio de Educación de la Nación, el Consejo General de Educación y Ministerios de Educación de diferentes jurisdicciones.

Es autora de numerosas publicaciones y trabajos científicos, docentes y profesionales en revistas pedagógicas, publicaciones electrónicas y materiales de capacitación. Publicó, entre otros, capítulos en los libros: “Experiencia y alteridad en educación” (Skliar y Larrosa, 2009) y “Entre pedagogía y literatura” (Skliar y Larrosa, 2005).

El programa
Ante las situaciones de vulnerabilidad y riesgo social en las que se ven implicados muchos niños en edad escolar –que obstaculizan sus posibilidades reales de inclusión escolar y, por sobre todo, de inclusión social– el área de Desarrollo Regional de Cafesg lanzó en julio de este año el programa de Asistencia a Escuelas Primarias con Sujetos en Riesgo de Exclusión Social.

“Las estrategias de intervención sobre y desde las situaciones de marginación y vulnerabilidad social deben construirse desde la escuela, por ser la institución pública que tiene mayor y más asiduo contacto con las poblaciones de riesgo”, explicó la responsable de la iniciativa, Graciela Roldán.

El programa se propone como objetivos promover la inclusión educativa, fortalecer el trabajo institucional en materia de prevención y tratamiento del riesgo socioeducativo, producir conjuntamente en los equipos directivos y docentes de las escuelas, enfoques y estrategias pedagógicas adecuados a la educación del alumno en alto riesgo social y diseñar e implementar propuestas específicas de apoyo y seguimiento de los procesos de escolarización.

En el transcurso de este año académico, el Programa comenzó a implementarse en las escuelas Nº 10 “Benito Garat”, Nº 65 “Almirante Guillermo Brown”, Nº 18 “El Aconcagua”, Nº 36 “Damián P. Garat”, Nº 19 “Juan Lavalle”, Nº 57 “General Manuel Belgrano”, Nº 66 “República Oriental del Uruguay” y Nº 44 “Mariano Moreno”.

(Prensa Cafesg)

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota