21 de junio de 2010 | Destacado, Provinciales.

El gobierno invertirá seis millones de pesos en el Fidanza

El hospital Fidanza fue inaugurado en 1948 para asistir a enfermos de lepra. Actualmente, en ese predio de 90 hectáreas, ubicado en Colonia Ensayo (Diamante), funciona un geriátrico que cumple una importante función en atención primaria a 93 abuelos. Además, cuenta con una escuela y con talleres para los pacientes. En mayo el gobernador Sergio Urribarri estuvo allá y el viernes volvió junto al ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, para contarles que el centro se remodelará y se incorporará personal y equipamiento.

El gobernador Sergio Urribarri ratificó la decisión de encarar una importante reestructuración del hospital Fidanza, ubicado en Colonia Ensayo, departamento Diamante. Las obras previstas se realizarán en dos etapas por un monto total de casi seis millones de pesos. La primera se iniciará en breve y corresponde a trabajos de instalaciones eléctricas y sanitarias, por 1,8 millones de pesos; y la segunda es la remodelación de cuatro pabellones, por un monto de 3,9 millones, y se prevé comenzar antes de fin de año.

El mandatario llegó prácticamente sin aviso en compañía del ministro Juan Manzur a este centro dependiente de la provincia que alberga a 93 abuelos y abuelas. También estuvieron el vicegobernador, José Lauritto; el intendente de Diamante, Juan Carlos Darrichón, el ministro de Salud de la provincia, Angel Giano; y el secretario de Obras Públicas, Oscar Marelli; entre otros funcionarios.

Las autoridades, que fueron recibidas por el director del Fidanza, Jorge Cáceres, recorrieron las instalaciones del hospital, dialogaron con los internados y tomaron otras inquietudes para darle solución.

En la recorrida hubo dos momentos especiales y muy emotivos. Uno fue el reencuentro del gobernador con Agrispina, una mujer de origen paraguayo que hace 40 años vive en el Fidanza, y que en la visita pasada no dejó de sacarse fotos con el mandatario. Esta vez Urribarri llegó con un regalo: una muñeca paraguaya hecha en chala que la receptora agradeció con emoción.

La otra situación intensa fue cuando Urribarri volvió al rincón de Pocho, lustrador y artesano -como le gusta a él que lo llamen- para obsequiarle un bonito mate con su bombilla. “Este lo voy a guardar como reliquia”, dijo el agasajado que pasa sus días en una especie de museo que instaló en la galería de uno de los pabellones donde realiza trabajos de zapatero y carpintero.

Valoración de Manzur

“Me llevo la mejor de las impresiones. Lo que hay que destacar es el cuidado que tienen los abuelos, la limpieza, cómo están atendidos y el amor de la gente que trabaja acá. Pero además, una cosa muy importante a destacar es que el gobernador es un visitante muy asiduo de este lugar, tal como lo destacan los propios abuelos a quienes lo conoce por su nombre. Esto habla de una decisión política de cuidar el gran tesoro que son nuestros mayores”, relató el ministro Manzur tras completar la recorrida.

“Lo que vemos en este lugar es que están bien atendidos y no sólo eso sino también que hay planes de mejora de infraestructura y equipamiento. Eso lo hemos estado conversando con el gobernador, el ministro Giano y todo su equipo. Los trabajos se iniciarán en breve y con ello se aumentará la capacidad de respuesta. Esta visita nos refuerza las ganas y el entusiasmo de seguir las instrucciones de la Presidenta de la Nación , que fue muy clara: estar a la par del gobernador Urribarri para que estas acciones se lleven adelante”, remarcó Manzur.

Finalmente, informó que desde el Ministerio se acompaña a la provincia en múltiples sentidos. “Acompañamos en todo lo que está a nuestro alcance. Con obras de infraestructura o equipamiento. Además hemos dialogado con directores de hospitales vecinos, con intendentes y la idea es seguir trabajando en lo que es el cuidado de la salud, donde respuestas desde el Estado”.

En tanto, el gobernador confesó que la visita de hoy se realizó de manera sorpresiva y sin ningún preparativo. “Nosotros a la siete y media de la mañana avisamos que veníamos y a las nueve estuvimos acá. Esto hace que ellos no tengan que cambiar para nada su rutina habitual y encontramos a los abuelos, al director y a los empleados trabajando como todos los días”

Luego resaltó el amor y la dedicación que demuestran todos los que atienden a los abuelos. “Es un lugar bellísimo, pero podemos tener un predio hermoso y paredes muy lindas pero sin recursos humanos que estén comprometidos con lo que hacen no sirve de nada la infraestructura. Acá hay excelente personal e infraestructura y tenemos sueños para cumplir. Por eso vine hace pocos días y vuelvo ahora. Y ese sueño es reconstruir cuatro pabellones a nuevo, dotar el lugar con mayor personal y con la ayuda del ministro de Salud aportar mayor tecnología y aparatología. Así que nos vamos muy contentos”, completó Urribarri

A su turno, Jorge Cáceres, director de hospital, señaló: “El gobernador estuvo hace pocos días visitando el hospital y hoy vino de nuevo. Eso demuestra el interés que existe por mejorarlo. Estamos orgullosos por recibir en tan poco tiempo tan importante visita y con tan buenas noticias. Uno aprovecha estas oportunidades para expresar las inquietudes y vemos que el compromiso está porque. No sólo con nuevas obras y con mayor cantidad de personal, sino también con equipamiento se pretende potenciar este lugar”, completó.

El hospital

El hospital Doctor. Enrique Fidanza fue inaugurado el 14 de marzo de 1948 con el objeto de dar asistencia específica a los enfermos de lepra. Actualmente, en el predio de 90 hectáreas , ubicado en la zona de Colonia Ensayo, departamento Diamante, funciona un geriátrico que cumple una importante función en atención primaria. Además, cuenta con una escuela y con talleres para los pacientes.

Las obras

A través de la Subsecretaría de Arquitectura y Construcciones se implementó la puesta en valor, remodelación, ampliación y refuncionalización de los sectores que ocupa el Hospital Fidanza del Departamento Diamante.

Atento al volumen y complejidad de las construcciones existentes, se proyectó una primera etapa que consiste en la nueva instalación eléctrica y sanitaria que prevé un presupuesto oficial de $ 1.970.000, cuyo proyecto ya está finalizado.

Actualmente se proyecta, como segunda etapa que prevé una inversión de $ 3.900.000, la adecuación de los pabellones existentes, de los cuales cuatro albergaran a los dormitorios de tres camas cada uno, con cocina comedor, grupos sanitarios con baños para discapacitados y salas de estar.

Estos cuatro pabellones se unirán por galerías a construir a un gran salón de laboraterapia, donde los ancianos desarrollarán actividades acordes a sus capacidades (pintura, tejidos, etc).

Finalmente en el pabellón de ingreso se prevé la construcción de un laboratorio, consultorios externos, y salas de internación para cuando requieren de atención médica inmediata.pato viejos

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota