20 de diciembre de 2012 | Destacado, Provinciales.

Diputados aprobó la ley del cierre de todos los prostíbulos

8814_diputados.jpg_869080375Sin embargo, la norma volverá al Senado porque tuvo modificaciones que la hacen más precisa. Hubo coincidencia en la necesidad de mejorar la legislación provincial contra la trata de personas.

La Cámara de Diputados dio aprobación ayer, por unanimidad, al proyecto de ley del senador Eduardo Melchiori (Islas) que ya tenía media sanción de la Cámara alta. Sin embargo, el proyecto deberá volver en revisión a esa Cámara porque sufrió algunas modificaciones, que si bien no alteran el objetivo de fondo, hacen más específica su redacción.

La norma prohíbe la instalación, funcionamiento, regenteo, sostenimiento, administración, explotación, promoción y publicidad bajo cualquier forma de establecimientos o locales cuando sus propietarios o administradores obtengan un lucro, ganancia o comisión por la explotación sexual o el ejercicio de la prostitución de terceros».

Si bien resultaba previsible que la norma tendría un amplio apoyo, sobre todo si se considera que forma parte de una serie de iniciativas legislativas que retomaron fuerza por efecto del caso Marita Verón, no faltaron críticas que apuntaron a esa situación o a la falta de políticas de contención de las mujeres que son rescatadas de las redes de trata.

El debate
La diputada radical Felicitas Rodríguez abrió el fuego señalando que debería incluirse el tema en las currículas educativas y propuso que el cuerpo avance en una nueva ley de trata provincial.

Su par Rosario Romero, del Frente Entrerriano Federal, reclamó por un mejor funcionamiento del Consejo de Prevención, Protección y Asistencia a las Víctimas y Testigos de la Trata y Tráfico de Personas, que fue creado por la Ley Nº 10.032 de creación del Programa de Prevención, Protección y Asistencia a las Víctimas y Testigos de la Trata y Tráfico de Personas.

También destacó: «La ley votada comprende las nuevas formas de establecer prostíbulos. Si apuntamos a cerrar todos los locales, debemos apuntar en un sentido amplio», señaló.

No tan de acuerdo se mostró la socialista María Emma Bargagna quien, por ejemplo, votó la ley en general pero no el artículo 1. Entre una gran cantidad de críticas al proyecto de Melchiori, Bargagna destacó: «Le faltó el aporte de las ONG que trabajan en la materia. Le faltaron las visiones de quienes hace años están en el tema…».

En cuanto al Consejo que crea la 10.032, señaló que esa ley (aprobada en la gestión anterior) «no tiene como destino que sus órganos sean utilizados para la asistencia de la víctima, en forma concreta y oportuna (…) tiene una comisión, integrada por 12 personas, que se reúne una vez al mes, de las cuales una sola es de una ONG (…) pese a que la experiencia dice que hay que poner el acento en las ONG». Finalmente, en tren de exponer todas sus críticas, para lo que utilizó incluso más tiempo del previsto para cada legislador, Bargagna lamentó que el tema se haya tratado ayer y no hoy: «Porque así hubiéramos conocido ya las modificaciones a la ley nacional y podríamos adaptarnos mejor a esa normativa», indicó.

El justicialista Antonio Alizegui cuestionó la «futurología» en referencia a sus pronósticos sobre la inutilidad de la norma votada ayer, y luego destacó la importancia de que la provincia se involucre en esa problemática.

A su turno, el diputado socialista Lisandro Viale recordó que hace 100 años Alfredo Palacios logró por unanimidad la ley contra el proxenetismo. «Nos queda la preocupación de no estar legislando para conseguir poco en la práctica. Es positivo que se trate en el recinto, aunque es negativo que lo estemos haciendo por el impacto de la noticia del juicio por el caso Marita Verón».

Tras ello lamentó que la norma votada ayer no contemple cómo brindar información, asistencia psicológica, protección, alimentación, capacitación laboral y ayuda en la búsqueda de empleo para las mujeres que son rescatadas de las redes de trata.

También dijo que no votaba el artículo 1 porque «lo que expresa ya está prohibido por la Ley de Profilaxis en el artículo 15».

El justicialista Daniel Ruberto comparó el impacto del fallo del caso Marita Verón con el impacto del caso del soldado Carrasco para la abolición del servicio militar. «Significó una conmoción en la sociedad muy fuerte», recordó. Luego, en defensa del proyecto de Melchiori, dijo: «La legislación siempre es perfectible, pero es un compromiso nuestro erradicar la trata de personas. Este proyecto es perfectible, pero es un proyecto puntapié, por eso es importante votarlo en forma unánime», indicó.

Más emisión de letras
Sobre el final de la sesión se aprobó la autorización para una emisión de letras del Tesoro por hasta 200 millones de pesos, para lo que resulta necesario reformar los artículos 5 y 6 del Presupuesto 2012. El proyecto fue aprobado sin los votos del radicalismo ni del socialismo ni del Frente Entrerriano Federal.

El jefe del bloque radical, Agustín Federik, pidió sin éxito que el proyecto pasara a comisión para citar al ministro de economía Diego Valiero. Desde el oficialismo se le replicó que debía aprobarse a la brevedad, antes de la finalización del año.

«No se sabe cuál ha sido el destino, si ya les han otorgado estas partidas al gobierno», se quejó Federik.

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota