20 de abril de 2011 | Nacionales.

Cromañón: Casación condenó a Callejeros y atenuó la responsabilidad de Chabán

Según la resolución de la sala III, también fue condenado la mano derecha de Chabán, Raúl Villerreal y el mánager del grupo de rock, Diego Argañaraz. De todas formas, los 14 condenados en la causa por la tragedia de Cromañón continuarán en libertad hasta que la sentencia quede firme.

La Cámara de Casación Penal condenó hoy a los integrantes de Callejeros por la tragedia de Cromañón y atenuó la responsabilidad que tuvo en el hecho el ex gerenciador del boliche, Omar Chabán, aunque le ordenó al tribunal oral que los había juzgado que imponga las penas a cumplir.

En la misma resolución, la sala III de la Cámara de Casación condenó al ex mánager del grupo Callejeros, Diego Marcelo Argañaraz; al ex colaborador de Chabán, Raúl Villarreal; al ex subcomisario Carlos Rubén Díaz, e impuso un delito más grave a los ex funcionarios que habían sido juzgados.

De todas formas, los 14 condenados en la causa por la tragedia de Cromañón continuarán en libertad hasta que la sentencia quede firme.

Por otra parte, ordenó liberar la calle Bartolomé Mitre al 3000 de la zona de Once, donde desde la tragedia de Cromañón los familiares de las víctimas montaron un santuario y está cortado el tránsito, lo que generó reacciones diversas entre los padres que se hallaban en la sala de audiencias.

La lectura de la resolución de la Cámara de Casación comenzó con una demora de más de una hora, luego de que los familiares de las víctimas protagonizaran incidentes al ingresar por la fuerza a la sala donde se desarrolló la audiencia.

Es que las autoridades habían impedido el ingreso de los familiares para evitar disturbios, lo que fue rechazado por quienes se habían acercado a escuchar la lectura.

Según la resolución, el líder de Callejeros Patricio Santos Fontanet, el bajista Christian Torrejón, el baterista Eduardo Arturo Vázquez, el guitarrista Elio Rodrigo Delgado, el saxofonista Juan Alberto Carbone, el ex guitarrista Maximiliano Djerfy y el escenógrafo Daniel Cardell, fueron culpables.

A todos los condenó por ser partícipes necesarios del delito de incendio culposo seguido de muerte en concurso real con el delito de cohecho activo.

Todos ellos habían sido absueltos durante el juicio oral de agosto del 2009, por lo que ahora recibirán una pena que, de acuerdo al Código Penal, podría ser como máximo de 11 años de cárcel (5 años por el incendio culposo seguido de muerte y 6 años por el cohecho).

En el caso de Chabán, los integrantes del tribunal oral 24 lo habían condenado por el delito de incendio doloso (es decir intencional) seguido de muerte, en concurso real con cohecho activo, y le había impuesto una pena de 20 años.

Ahora, Casación consideró que el delito es de incendio culposo, o sea sin intención, y por consiguiente con una pena que, al igual que Callejeros podría ser como máximo de 11 años, de los cuales 3 ya tiene cumplidos.

Respecto a los funcionarios públicos que habían sido juzgados en el 2009, los camaristas Liliana Catucci, Eduardo Riggi, Ángela Ledesma entendieron que cometieron un delito más grave.

Es que las ex funcionarias Fabiana Fiszbin y Ana María Fernández habían sido condenadas a 2 años de cárcel por incumplimiento de los deberes de funcionario público, y Gustavo Torres (ex director adjunto de Fiscalización y Control del Gobierno de la Ciudad) había sido absuelto.

Ahora, los tres fueron condenados por el delito de omisión de los deberes de funcionario público en concurso ideal con el delito de incendio culposo seguido de muerte.

También fueron condenados por el delito de «incendio culposo seguido de muerte en concurso real con cohecho activo», Diego Argañaraz (ex manager del Grupo Callejeros) y Raúl Villarreal (ex colaborador de Chabán), mientras que el ex subcomisario Carlos Rubén Díaz fue condenado por el mismo delito pero con la diferencia de que el cohecho fue pasivo, es decir que cobró las coimas.

Al conocer el fallo, el fiscal ante Casación, Raúl Pleé, consideró que con la sentencia de los camaristas «se terminó la impunidad de Callejeros», aunque manifestó sus diferencias por la calificación penal que fue aplicada.

En tanto, la defensa de Chabán adelantó que también apelará ante la Corte Suprema el fallo de Casación, a pesar de que Casación favoreció la situación de Chabán.

«Los responsables del incendio son los tres chicos que tiraron las bengalas y no Chabán, y el cohecho es un invento, ya que nunca se pagaron coimas», argumentó el abogado Vicente D`Attoli.

Télam

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota