25 de enero de 2011 | Nacionales.

Carrió pidió que haya responsabilidad penal desde los 14 años

Con la protección, los menores no declaran para quién roban el auto, para quién venden la droga y esto es funcional a las organizaciones delictivas», señaló la diputada; Binner opinó que el problema no se resuelve modificando la ley

La diputada por la Coalición Cívica (CC), Elisa Carrió, se sumó a la polémica sobre el régimen penal y manifestó hoy su apoyo a la baja de la imputabilidad a los 14 años y aseguró que es una iniciativa que ella propone desde 1999.

«No creo en la prisión salvo para delitos muy graves como el homicidio, pero creo en un regimen penal alternativo», especificó en diálogo con Radio 10 y agregó que los jóvenes que delinquen «tienen que ir a juicio, que tienen que tener abogado defensor porque son ciudadanos».

«Con esta tema de la proteccioón de los menores terminan no declarando para quién roban el auto, para quién venden la droga y esto es lo mas funcional a las organizaciones delictivas», reflexionó.

«En el año 1999 presentamos una ley con responsabilidad penal adolescente desde los 14 años. Y si este año no salió fue por responsabilidad del kirchnerismo que se negaba a establecer un regimen penal alternativo», señaló.

En tanto, aseguró que a la modificación de la ley «siempre se opusieron los diputados peronistas de la provincia de Buenos Aires, porque en nombre de la protección mantenían la obra barata para las fuerzas delictivas».

Por su parte, el abogado y diputado Gustavo Ferrari, del Peronismo Federal, señaló hoy que «el fracaso del régimen penal juvenil es de la dirigencia política, no de los medios ni siquiera de los jóvenes».

Según explicó en declaraciones a Radio Palermo, en la práctica ocurre que esa dirigencia no está considerando los baches y las deficiencias del tratamiento que el Estado le confirió a la ley, porque cree que «la mera letra lo resuelve todo».

«Un día un menor es demorado por una riña. Más adelante, por un arrebato. Después, se lo encuentra con un arma. Así hasta que termina matando. El Estado se choca con él y se empieza a ocupar cuando el menor ya avisó en varias oportunidades», cuestionó.

Para Ferrari, el problema de fondo es la falta de la infraestrctura necesaria, siendo que la ley «es bastante acertada en cuanto a la letra».

En tanto, desde el socialismo, el gobernador santafesino, Hermes Binner, expresó que «el problema» de la seguridad no se resuelve bajando la edad de imputabilidad, sino garantizando que el delito no quede impune.

En declaraciones realizadas a LT10 radio Universidad Nacional del Litoral, Binner dijo que «después del esclarecimiento» de un hecho de inseguridad «viene el tratamiento y qué destino para una posible recuperación» se le da a «ese niño que ha matado».

La mirada de Cristina. Ayer, la Presidenta manifestó que «discutir la baja de la edad de imputabilidad de los menores es desviar el problema». «Esto lo va a definir el parlamento», agregó. Y remató: «El tema de la edad no es una solución al problema».

Para la mandataria, el problema de la inseguridad tiene dos aspectos: las políticas directas e indirectas. En cuanto a las primeras, Cristina enumeró: «La verdadera política de seguridad es tener buenas instituciones policiales, buenos jueces». Sobre las segundas, aludió: «Las indirectas son como las que estamos haciendo aquí [inaugurando una sede universitaria], como lo es la asignación universal y haber generado cinco millones de puestos de trabajo»

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota