21 de octubre de 2010 | Concordia, Destacado.

CAFESG dicta un curso de Lengua de Señas Argentina en Concordia y Villaguay

La Coordinación de Desarrollo Regional de CAFESG inició este mes en Concordia el dictado de un curso de capacitación en Lengua de Señas Argentina destinado a docentes, personal de instituciones del Estado que se desempeñan en áreas de atención al público, trabajadores del sector gastronómico y hotelero, y choferes de autos de alquiler y colectivos; entre otros1 cafesg_edificio

En los dos primeros encuentros de esta nueva instancia de formación se dieron cita 140 asistentes, aunque los inscriptos superan los dos centenares de personas.

El objetivo del curso es elevar a niveles óptimos la accesibilidad de las personas sordas e hipoacúsicas a las instituciones educativas, las distintas dependencias del Estado, bares, restoranes, hoteles y afines, y medios de transporte.

Los encuentros se desarrollan los días martes de 20 a 22 en el Salón Auditorio de CAFESG, ubicado en San Juan y Cadario de Concordia. En tanto, este sábado 23 se abrirá una nueva cohorte en la ciudad de Villaguay, que tendrá clases cada 15 días. El primer encuentro será en el Concejo Deliberante, a las 9 de la mañana.
Fundamentos del curso

Viviana Palacio, responsable del programa por CAFESG, explicó que “la gran mayoría de los niños en condición de discapacidad sensorial crecen analfabetos debido a que para su propia formación deben estudiar en instituciones especializadas, donde los profesores manejen la lengua de señas o el alfabeto braille”. Esta situación “encarece su educación y no permite que estos niños puedan estudiar formalmente en instituciones convencionales si no que tengan que aspirar a hacerlo en fundaciones e instituciones especializadas donde puedan atenderlos. Por esta razón, la gran mayoría de estos niños son analfabetos, lo cual reduce aún más sus posibilidades de realizarse como personas independientes”, agregó la docente.

“La intención de CAFESG es fortalecer los instrumentos creados para el desarrollo de herramientas de Ayuda Humanitaria y darlas a conocer para que puedan ser empleadas en pos de incluir a niños y adultos con problemas de discapacidad sensorial de tipo auditivo”, agregó Palacio.

La lengua de señas –o lengua de signos– es una lengua natural de expresión y configuración gesto-espacial y percepción visual (o incluso táctil para personas con sordoceguera) que tiene estructuras gramaticales perfectamente definidas y distintas de las lenguas orales con las que cohabitan; gracias a las cuales las personas sordas e hipoacúsicas pueden establecer un canal de información básica para la relación con su entorno social, ya sea que esté conformado por sordos u oyentes.

Mientras que con el lenguaje oral la comunicación se establece en un canal vocal-auditivo, el lenguaje de señas lo hace por un canal gesto-viso-espacial.

Comentarios sobre la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

compartí esta nota